2016/08/20

Interferencias entre la pareja y sus familias - Psicología Malena Lede




Una pareja que decide vivir en común ha decidido también madurar e independizarse de su familia.

Cualquier interferencia familiar tiene que ser resuelta y aprobada por ambos y no resolverse individualmente, como si el otro no existiera.

Si se trata de hospedar por tiempo indefinido a alguno de ellos y ambos aceptan, luego tendrán que mantener la palabra y tolerar personas que no  les agradan.

Por eso es importante pensarlo bien y si es necesario, ayudar a la familia de otra manera que no implique la invasión de su propia casa y el deterioro de su relación de pareja.

Siempre existen alternativas, más cuando la casa en que viven pertenece a uno solo y no a los dos y que el dueño no sea el familiar directo de los huéspedes.

¿Qué hacer cuando se ha dado el paso equivocado y ya se tiene a las personas indeseadas adentro?

Tendrán que hablar con su pareja e intentar entre los dos encontrar la solución más adecuada que conforme a todos.

Los problemas hay que enfrentarlos, no soportarlos, porque si no se enfrentan se mantiene el conflicto y se prolongan las discusiones y el sufrimiento.

Para salir de un conflicto hay que tomar una decisión, porque es la decisión la que elimina para siempre el conflicto.

En este caso se deberá tratar de tomar la decisión más equitativa para todos, porque tienen que pensar que no solamente la pareja invadida no es feliz sino también no son felices sus huéspedes.

Poner el énfasis en la comodidad de ellos es la mejor forma de evitar que se ofendan y también puede ayudar el dinero, como por ejemplo colaborando con los gastos que implique mudarlos a alguna pensión o a alguna casa de familia cercana que disponga de una habitación para alquilar.

Piensen que estos problemas ocurren cuando las parejas no tienen el correcto sentido de las prioridades cuando están juntos.

Porque una vez que se decide pasar a otro nivel e irse a vivir con quien se ama las prioridades cambian.  En primer lugar está la pareja, en segundo lugar están los hijos, si los hubiere, y en tercer lugar la familia biológica de ambos.

Este orden de prioridades conserva las distancias y pone cada uno en su lugar, porque cuando los roles se desempeñan correctamente se termina con las expectativas erróneas de la familia de volver al estado anterior de la relación y se evita que los sigan tratando como niños.

Este modo de desalentar las expectativas de los familiares de mantener el primer lugar en el corazón de sus hijos es el que les garantizará a ustedes su respeto y es lo que los impulsará a ellos a alejarse cuanto antes si es que se han adueñado de sus casas.

Con esta actitud se podrán sentir justos y equitativos, habrán defendido a su hogar de la intromisión de otros, consolidarán su vínculo y tendrán la sensación de estar por fin tomando las riendas de sus vidas y la definitiva independencia que necesitan.

Malena Lede – Psicología Malena Lede 

5 comentarios:

  1. Hola Malena Mi suegra desde mi embarazo hace mas de un año es muy entrometida, he hablado con mi esposo pero no quiere hacerla sentir mal de ninguna manera, cada vez que viene a mi casa que es muy seguido y por mucho tiempo quiere ser la esposa, la madre, la señora y la criada, hacer absolutamente todo, incluso lavar mis calzones aun diciéndole que no, y atender a mi bebe, si por ella fuera yo lo cuido mientras ella termina el que hacer y después me esfumó, como si fuera la hija grande y ella continuará con su labor de crianza, seguirme a todos dentro de la casa, meterse en las discusiones de pareja, verme desnuda aun pidiéndole privacidad, con el pretexto de que "somos mujeres" , que ella quiere que seamos madre e hija, a casa de su primer nuera no va por que esto no se pudo, según ella que le salio muy "delicada" y a casa de su hija ya va menos por que sus nietos ya son adolescentes y "ya buscan de comer solos", le he puesto límites a la mala pues hablarle de buena manera no sirve de nada, a raíz de eso ha cambiado, se ha ubicado poco a poco, he hablado mucho con ella para que me entienda, hace unos meses quiso ganar terreno de nuevo lavando mi ropa aprovechando que no estaba en casa con el pretexto de que me quiere mucho y sabe que llego cansada, que no le gusta que la "mantengan" que así se gana el plato de comida, cuando lavar mi ropa era lo único que yo hacia a diario, lavar los baños y trapear lo hacia dos o tres veces por semana, ella hacia todo lo demás incluso planchar, por que tiene una loca necesidad de sentirse necesitada, que es indispensable para que podamos vivir,siente que nos resuelve la vida y si le demuestro que nosotros podemos solos, se molesta y piensa que la atacó, me enfade mucho pero me calme y le dije que me dejara hacerme cargo de mis cosas y hacer mi papel de madre y esposa que ella ya había terminado esa etapa y que solo era un apoyo para nosotros, que no puedo de ninguna manera dejar que haga todo , ya tiene 72 años!, se puso a llorar diciendo que le diría a mi esposo que mejor se hiba por que yo no la dejo hacer nada (cuando hacia casi todo), que ella solo es feliz haciendo todo y que le afecta y se siente mal si yo siquiera lavo un plato,y que si no hace todo mejor se hiba definitivamente, le exiji que si se quería ir que se fuera pero que dijera la verdad, que no mintiera, que en ningún momento la había corrido, que si hibamos a estar bajo el mismo techo que nos pusiéramos de acuerdo, que de ninguna manera se hiba a hacer cargo de todo, que yo haría mi parte le gustara o no y ella pues haría lo poco que pudiera nada mas, pues se fue como cinco semanas y regreso mas tranquila, como que ya entendió su papel y el mio, pero hace unos días me entere que se esta haciendo la víctima con sus hijos y su esposo (con el que ni siquiera vive por andar de metiche en casas ajenas), les dijo que "a ver" si yo la recibía, (???),mi cuñada le dijo que le avisara si no la recibia, obvio mis cuñados ya no me hablan igual,mi suegra tiene una cara de tonta pero es peor que la diarrea, sin conocernos aun bien ya me había contado cuantas veces su esposo le había sido infiel cuando y donde, igualmente las infidelidades detalladamente de su yerno hacia su hija, me contaba los problemas íntimos de pareja que tenia su hijo el mayor solo le falto contarme la vida íntima de mi esposo, eso hizo que yo dejara de platicar con ella, mi esposo ya sabe que no me cae bien por metiche y encimosa, pero no sabe todo lo que me ha contado, prefiere mantenerse al margen,por lo que el problema es "entre ella y yo", pienso que tengo la razón al ponerla en su lugar, en ningún momento la he insultado, pero ya me parece muy bajo que ponga a su familia en mi contra, no quiero someterme a ella, por que debo hacerlo?, pero si llego a tener problemas fuertes por su culpa prefiero separarme y siento que ni así me libraré de ella, siento que me perseguirá a donde vaya con el pretexto de su nieto, ayuda por favor, muchas gracias

    ResponderEliminar
  2. Hola Mayahuel, tienes que ponerte firme y recuperar tu rol de ama de casa. Lamentablemente en una familia no debería estar incluida la madre de ninguno de los dos, cada uno en su casa y se ven de vez en cuando, o sea cuando la invitas. No permitas que te haga más nada, que no te ayude con los quehaceres porque te saldrá muy caro, o sea la pérdida de tu intimidad, porque ella pretende vivir tu vida para escaparse de su propia vida.
    Ella por suerte tiene a su marido y su propia casa, despégate de ella sin culpa, que aprenda a continuar con su vida y a no robarle la vida a otros. saludos, malena

    ResponderEliminar
  3. Muchas Gracias un saludo

    ResponderEliminar
  4. Hola nuevamente Malena, te comento que ya les dimos las gracias mi esposo y yo a nuestras respectivas madres (la mía que va solo cuando la llamamos y mi suegra que llega para quedarse sin que la llamemos y por alguna obligación que tenga se va unos días a su casa), ya que de ahora en adelante estaré todo el día en casa con mi hijo y ellas son bienvenidas cuando quieran venir de visita, pues a mi suegra no le cayó nada bien la noticia, de hecho el ultimo día que estuvo en la casa hace como veinte días nos despedimos y nos dijo que ella vendrá nos guste o no queramos o no, que no nos pedirá permiso y menos dinero para llegar, que dejo su maleta de ropa y cosas personales, que le preocupa mucho su nieto que necesita ver que este bien, mi esposo le dijo que tiene que controlarse y no pensar mal, que puede venir cuando guste, yo le dije que hablara por teléfono para escuchar que todo esta bien y luego con calma viniera a visitarnos, apenas hace dos semanas fuimos cuatro dias a su casa ahi nos aviso que ya no tarda en llegar, y la verdad no tengo nada de ganas de verla, ni platicar con ella ni hacerle compañía, ¡me dan ganas de correrla !, mi esposo dice que haga mis cosas y no este al pendiente de ella, creo que necesitaré mucha paciencia para que venga cada vez menos pero me dan ganas de decirle lo mucho que la aborrezco. Gracias por tu atención

    ResponderEliminar
  5. Hola Mayahuel, en estos casos hay que prescindir totalmente de su ayuda, no pedirle y permitirle que haga nada cuando está en tu casa. Quítale tareas es la clave porque de esa manera se verá obligada a renunciar porque ella va a tu casa principalmente para trabajar.
    Claro que esto exige que tu hagas todo pero creo que bien vale el esfuerzo para librarse de ella.
    buena suerte, saludos, malena

    ResponderEliminar

Recuerda escribir tu nombre o apodo que te identifique.
Consultas anónimas no serán respondidas.
Gracias por participar de este espacio!