2009/06/10

La Parapsicología




En 1882 se fundó en Gran Bretaña la Sociedad para Investigaciones Psicológicas (Society for Psychical Research – SPR); con el objetivo de analizar experimentos y demostrar en forma más firme los fenómenos llamados paranormales.

Dos años después una organización similar se fundó en los Estados Unidos para estudiar estos fenómenos que no se pueden explicar con teorías físicas, biológicas o psicológicas.

Estas sociedades investigan dos clases de experiencias: la percepción extrasensorial, o sea la información que no se registra por medio de los sentidos y la psicokinesis, que significa la capacidad para mover objetos a distancia, sin utilizar un medio físico.

También la parapsicología investiga temas relacionados con las ciencias ocultas, como el espiritismo o comunicación con seres fallecidos que supuestamente se encontrarían en una quinta dimensión; la creencia de una vida después de la muerte, la adivinación, la clarividencia, la levitación, las apariciones, los poltergeist y las experiencias extracorpóreas o viajes astrales.

Uno de los mayores logros de esta sociedad fue el estudio de la hipnosis cuyos resultados fueron de gran utilidad para la ciencia médica y la psicología.

A fines del siglo XIX esta institución alcanzó notoriedad por su famoso censo de fenómenos alucinatorios que hasta ese momento nunca se había realizado.

Las alucinaciones se referían a apariciones fantasmales, principalmente de personas recién fallecidas.

Los investigadores atribuyen estos fenómenos a una transferencia de pensamientos que permanecen estacionarios hasta que se dan las condiciones para ser percibidos por los demás.

Según estos investigadores no sólo se transfieren pensamientos sino también sentimientos, imágenes, sonidos y palabras, o sea todo aquello que hoy se denomina percepciones extrasensoriales.

Los expertos afirman que esta capacidad es natural de algunas mentes humanas y se refiere a la aparición de espectros y visitas astrales experimentadas por personas vivas a través de otras personas vivas.

Los estudios han revelado que la memoria de un hecho lo puede sobrevivir, así como un pensamiento obsesivo o un fuerte deseo de comunicar algo, de modo que pueden seguir existiendo después de la muerte hasta cumplir el objetivo propuesto, para después desintegrarse.

Sin embargo, algunas experiencias demuestran que también se producen apariciones de personas fallecidas hace mucho tiempo, de modo que esta explicación no es suficiente para comprender estos hechos.

También se estudian los fenómenos de bilocación o sea la posibilidad de estar en dos lugares al mismo tiempo, incluso si uno de los esos sitios no se conoce.

Esta sociedad también estudia a los llamados “mediums” con poderes extrasensoriales capaces de hablar en trance con voces diferentes, hablar idiomas que ignoran, comunicarse a través de escritura automática, tocar un instrumento que desconocen, dibujar con un talento que no tienen, percibir acontecimientos ocurridos en otros sitios, ver el pasado y el futuro y demostrar poseer conocimientos que no tienen en estado de vigilia.

2 comentarios:

  1. Y la cuestión es ¿creemos o no creemos en una vida más allá de la muerte?
    Yo sí, creo y además necesito creer que no todo se acaba aquí.

    ResponderEliminar
  2. La vida es lo que creemos y la muerte también, un beso, malena

    ResponderEliminar

Recuerda escribir tu nombre o apodo que te identifique.
Consultas anónimas no serán respondidas.
Gracias por participar de este espacio!