2009/08/27

Vidas y Vueltas - Capítulo IX - Europa en Bus


Tener la oportunidad de vivir siete meses en Londres no sólo le permitía a Martha aprender a hablar el idioma sino que también, aprovechando unas vacaciones, les brindaba a todos la posibilidad de conocer Europa. De manera que después de instalarse adecuadamente decidieron comprar una excursión para recorrerla.

La excursión comenzó con un viaje en avión a Madrid para luego continuar en bus con el que recorrerían más de ocho mil kilómetros por toda Europa.

Madrid es una hermosa ciudad que en algunos lugares les recuerdaba Buenos Aires. La parte antigua se conserva tal cual era, destacándose las típicas callejuelas europeas con sus balcones de hierro forjado.

En la Plaza Mayor hay pintorescos restaurantes con mesitas afuera. La gente local se reúne en ese lugar para intercambiar estampillas o para pasar un rato con sus amigos.

Las ciudades europeas sorprenden a los argentinos porque todo queda cerca, la gente es amable, el tránsito circula con tranquilidad, los vehículos respetan a los peatones y les conceden el paso en las esquinas; son silenciosos, no despiden gases tóxicos y el aire está limpio.
Durante los breves días de su visita a esa ciudad, conocieron el Museo del Prado, el Parque del Retiro, la Ciudad Universitaria, la Plaza de Toros, el Palacio de Correos, la Torre de Pablo Picasso y el Palacio Real, y se entusiasman haciendo compras en las famosas tiendas el Corte Inglés y la Galería Preciados y también no dejaron de visitar la famosa ciudad de Toledo, un lugar obligado para los turistas que aprecian los lugares antiguos.

Después de haber estado cuatro días en Madrid a la mañana siguiente salieron temprano para Burdeos. El bus tomó la autopista hacia el Norte penetrando en la zona serrana y a pesar de ser casi verano comenzó a nevar.

Pasaron por la provincia de Segovia a 1440 metros de altura, donde se podían ver pequeños pueblos antiguos y caseríos de techos colorados detrás de las colinas nevadas.

Un gran nubarrón se empeñó en seguir al bus y de tanto en tanto descargaba toda su furia, sin embargo todos disfrutaban de los paisajes con mucho entusiasmo.

Los cerros con grandes pinares les anunció su entrada al país vasco y pronto se aproximarían a Bilbao que está rodeada de montañas.

Detrás de las colinas apareció el mar Cantábrico y la Ciudad de San Sebastián, lugar que se puso de moda desde que la esposa de Alfonso XIII comenzó a frecuentarlo.

La región vasca es una comunidad autónoma, se habla vascuense, idioma muy antiguo que tiene ocho dialectos. Los problemas políticos que existen con los vascos se relacionan principalmente con la diferencia étnica; es un pueblo duro, fuerte, muy competitivo en los deportes. Es una comunidad muy desarrollada económicamente, tanto que Bilbao, junto con la zona de Cataluña constituyen los centros industriales más importantes de España.

Pronto entrarían en Francia.

Ir al Índice - ver otros capítulos

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Recuerda escribir tu nombre o apodo que te identifique.
Consultas anónimas no serán respondidas.
Gracias por participar de este espacio!