2013/09/14

Método chino para adelgazar comiendo


La medicina china propone que no es necesario dejar de comer para lograr bajar de peso ni hacer dietas que impliquen grandes sacrificios, ya que desde este punto de vista, la obesidad se relaciona con la mala postura corporal que impide la normal circulación de la energía.

Por lo tanto si se logra corregir la posición de la columna se podrá permitir el libre flujo de la energía por el cuerpo, evitando la formación de grasa y su acumulación en las zonas menos deseables y favoreciendo la eliminación de todo aquello que el organismo no necesita.

Además de recuperar la normal postura de la columna vertebral, principalmente la correcta posición del coxis, que no debe estar alineado con el sacro sino levemente inclinado hacia adelante; aprenderán a caminar erguidos, a sentarse con la espalda recta y a mantener durante todo el día la columna alineada desde el cuello hasta la cadera; para evitar en el futuro la deformación del coxis y de las vértebras.

La posición encorvada y estar sentado con la espalda inclinada, además de acarrear otras dificultades produce una deformación de las vértebras y del coxis y no permite la circulación de la energía en ninguna de las dos direcciones, ni hacia arriba ni hacia abajo.

La medicina china también recomienda otros tratamientos para tratar la obesidad que pueden dar óptimos resultados como por ejemplo, la Acupuntura.

Cuando se tiene sobrepeso, la Acupuntura puede ser muy efectiva para equilibrar el cuerpo, porque restablece el buen funcionamiento del bazo y estabiliza el peso.

En cuanto a la Quiropraxia, consiste en la práctica de una serie de masajes que hacen posible restaurar la posición correcta de la columna vertebral.

Existe un simple ejercicio que todos pueden hacer en sus casas, que permite recuperar la buena postura y aprender a mantener el cuerpo derecho.

Varias veces por día tienen que pararse de espaldas a la pared apoyando lentamente, primero los talones, luego las pantorrillas, las nalgas, los hombros y la cabeza; y mantenerse en esa postura unos minutos.

La práctica diaria de este ejercicio hace posible recuperar la correcta posición de la columna.

Hacer dietas rigurosas, dejar de comer, comer menos de lo que el cuerpo necesita y al día siguiente atiborrarse de comida, genera mucha frustración y consume la energía que se necesita para enfrentar de la mejor manera el problema y además daña el bazo.

Tampoco es saludable comer una sola vez por día, ya que además de no dar resultado para bajar de peso tiene efectos colaterales, como aumento de colesterol, riesgo de diabetes y de hipertensión arterial.

El horario para comer debe ser respetado, comiendo por lo menos tres veces al día, siendo el desayuno la principal comida y prefiriendo el consumo en pequeñas cantidades de variados productos de estación de buena calidad.

Es importante no ingerir más alimentos después de las 21 horas y no ingerir carne de noche para favorecer el descanso.

Para la medicina china, la comida debe incluir distintos tipos de alimentos, comenzar con la carne, seguir con las verduras y el arroz y no olvidar la fruta que ayuda a la digestión y las semillas que aportan minerales y nutrientes.

Para los chinos la carne de res tonifica y simboliza el elemento Tierra. Se puede consumir todos los días, aunque es conveniente alternar con otros tipos de carne o pescado; las verduras producen saciedad y es conveniente consumirlas cocidas; y el arroz alimenta.

Hay que comer alimentos de todos los colores, de todas las texturas y de todos los sabores, calientes, tibios, frescos y fríos.

El pollo y el pescado (bueno para el cerebro y la rapidez mental) se pueden comer todos los días.

Para los chinos no es conveniente tomar líquidos durante las comidas porque diluyen la saliva que es indispensable para la buena digestión.

Malena
Fuente: “TAO-Los secretos de la Medicina China”; Liú Ming, médico oriental del Papa Francisco.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Recuerda escribir tu nombre o apodo que te identifique.
Consultas anónimas no serán respondidas.
Gracias por participar de este espacio!