2016/09/12

Qué es el amor según Osho - Psicología Malena Lede




El amor tiene un significado distinto para cada persona y depende del nivel de conciencia que haya alcanzado cada una.

El nivel más bajo de amor es el que se confunde con dominación, poder de uno sobre otro, posesión, celos, que es el tipo de amor que expresan los que se encuentran en el más bajo estado de conciencia.

En esos casos el amor es un sentimiento que provoca más dolor que satisfacción, puede dar cierto placer en un comienzo pero luego se convierte en una obsesión.

Esta forma de amar puede hacer que las personas juren no volver a amar nunca más a nadie y prefieran tener una mascota,  amar al auto que tienen o cualquier otra cosa que puedan controlar, porque de esa forma se sienten seguros de no sufrir desilusiones o conflictos.

Sin embargo, ese tipo de amor posesivo y malsano puede servir para tomar conciencia del error y por fin poder ver que el amor no es tanto un modo de relacionarse sino un estado de Ser, un estado elevado de conciencia.

Este amor supremo no exige nada a cambio, no espera nada del otro, no divide al sujeto y al objeto, uno es amor y está disponible sin condiciones.

Cualquier otra forma de amor que pone condiciones, no es amor, es una enfermedad que puede llegar a matar.

El amor no se puede objetivar porque no es un objeto sino la verdad suprema.

Solamente tomando conciencia de los motivos que existen para amar en forma posesiva es cuando se puede pasar a otro nivel de amor y experimentar algo supremo.

El ego es el que no permite amar de verdad, sin motivos ocultos o inconscientes.

Para muchos abandonar el ego es como suicidarse, sin embargo para conocer la verdadera individualidad hay que abandonar el personaje que hemos inventado, las falsedades, las simulaciones.

Cuando el amor está centrado solamente en una sola persona se destruye, se vuelve un negocio, una transacción.

En lugar de amar a alguien hay que ser una persona amorosa que no reduce el amor a un solo objeto sino que Es amor.

La soledad es nuestra verdadera naturaleza pero buscamos en el otro compañía. Sin embargo seguimos sintiéndonos aislados y extraños.

La gente tiene miedo de estar sola y busca entretenimientos, no puede estar sin prender el televisión o sin hacer algo, porque quedarse consigo mismo puede llegar a ser un infierno.

Por lo tanto, las relaciones no son de amor sino para usarse mutuamente, inclusive para poder tener a alguien con quien discutir.

Recién cuando aprendemos a estar solos podemos estar acompañados y relacionarnos normalmente, porque esa relación no es por miedo a estar solo sino la oportunidad de expresar amor.

Malena Lede – Psicóloga
Fuente: “El libro de la mujer” - Osho 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Recuerda escribir tu nombre o apodo que te identifique.
Consultas anónimas no serán respondidas.
Gracias por participar de este espacio!